martes, 22 de diciembre de 2009

PLANET 51 ¿ORGULLO PATRIO?


Para aquel que todavía a dia de hoy no se haya enterado de que Planet 51 es una producción española solo le faltará el primer minuto de la peli para darse cuenta de ello. ¿Por los créditos? Ni mucho menos, es por las reiteradas cuñas de ayudas gubernamentales y televisivas que nos cuelan al inicio. Y hasta ahí llega la cosa. De no mostrarnos los correspondientes logos ministeriales y corporativos cualquiera podría pensar que ésta es una superproducción americana más. Yo todavía dudo algo: partiendo de la base obvia de que el guionista es norteamericano pero que básicamente el resto del equipo es español ¿las continuas referencias al "american way of life", gestos, frases, modos, chascarrillos, etc, son una parodia precisamente de ello o es el carísimo peaje que ha pagado la productora para que la taquilla yanqui y mundial sea decente? Más bien lo segundo, me parece a mí. Y no lo reprocho, es su dinero, pero que no nos vengan con el rollo de la pelicula española más cara de la historia porque no cuela. La lástima es que cuando uno termina de ver esta aceptable película en la que cambian las tornas y el ser humano se convierte en alien y el extraterrestre es el acobardado morador del planeta, puede comprobar como el equipo de la película es casi íntegramente español, pero claro en ese momento ya la sala está vacía.

Esta vez no fui solo al cine, fui acompañado de una bellísima damisela llamada Teresa. Preguntada mi acompañante sobre que es lo que más le había gustado de la película ésta contestó: "¡las explosiones!". Guerrera que es una...

Trailer: http://www.youtube.com/watch?v=cKAMkecWytY

martes, 27 de octubre de 2009

TARANTINO EL BASTARDO

Estaba deseando verla. Era una de esas películas que hay que ir a ver al cine sí o sí. Claro, dada la coyuntura actual no tuve más remedio que ir a la sesión golfa del sábado pasado. Pero valió la pena.
"Malditos bastardos" no es ni de lejos la mejor película de Tarantino. Eso sí, es distinta. Distinta por el enclave en que se halla (Segunda Guerra Mundial) y distinta porque hace continuas referencias a personajes históricos reales (Hitler, Goebbles, etc...) a los cuales nos presenta absolutamente ridiculizados. Eso sí, no por distinta deja de tener el típico sello Tarantino: violencia explícita, música de los años 50, 60 y 70 y sobretodo algunos diálogos maravillosos. Destaca el primero de ellos, el que mantienen en la granja el coronel Landa con el granjero. También el que se mantiene en la taberna. Quien haya visto la película sabrá a lo que me refiero. En "Reservoir Dogs" la conversación versaba alrededor de Madonna, en "Pulp Fiction" sobre las diferencias entre los Mc Donald´s europeos y los yankis.. aquí hablan de ratas y ardillas.
Respecto a los personajes me he vuelto a llevar una decepción con Brad Pitt. O el personaje no está del todo terminado o la interpretación no es de las mejores, pues parece un comediante puro haciendo caricaturas con el aspecto de Marlon Brando en "El padrino" y los gestos de George Clooney en "Oh Brother!" Pero hay un personaje espectacular, que brilla con luz propia. Éste sí, es un personaje absolutamente bien perfilado y que siendo el villano de la película (uno de ellos...) no deja uno de sentir cierta simpatía por él, por listo. Se trata del coronel Landa. Pedazo de papel. El resto de personajes pasan sin pena ni gloria: Daniel Bruhl lo hace muy bien y está muy creible en su papel de nazi con buen corazón y quien interpreta a Hitler tampoco lo hace mal en su papel de ridículo y caprichoso emperador mundial (ayuda a hacer desagradable al personaje el hecho de hablar continuamente en un tosco alemán, que es -afortunadamnete- doblado), pero las chicas, los bastardos, etc... no creo que vayan a ser especialmente recordados por esta peli.
La música actua como acompañamiento (deliberadamente anacrónico) adecuado pero ya está, no te deja el regusto de "Kill Bill" o por supuesto "Pulp Fiction".
El conjunto en general es bueno, la venganza vuelve a ser la excusa de la trama, el ritmo es trepidante y la tensión, en algunos momentos, palpable, pero insisto en que no es de las mejores películas del gran Tarantino. Cuando ví "Death Proof" salí algo decepcionado del cine. Esta película viene a quitar ese sabor amargo que uno tenía y hace que se espere el próximo proyecto con ansia.
En cualquier caso recomiendo que vaya la gente al cine a verla. Podrá observar como la Historia podía haberse escrito de otra manera...

jueves, 17 de septiembre de 2009

En medio de las olas


Ayer volví al cine. Asistí, dentro del marco de Alcances, al estreno de un documental. Pero no era un documental cualquiera, era un proyecto personal de mi amigo Luis Garcia Gil (un artista y un erudito, por mucho que a sus escasos 35 años se autodefina como un "diletante"). "En medio de las olas", dirigido por Pepe Freire, es una presentación, una retrospectiva o, en definitiva, un homenaje a un poeta llamado Jose Manuel García Gómez, padre de Luis. García Gómez dejó este mundo hace 15 años para regalar los oídos de los que han cruzado el rio con la barca de Caronte y ahora su hijo nos presenta su legado, y lo hace de manera intachable. La voz de Carmen Paul hacía de cicerone en la visita a la vida y sobretodo obra del poeta. La labor de montaje de la cinta me pareció sorprendentemente cuidada, magnífica.

Nunca he sido un gran aficionado a la poesía, lo reconozco. Sin embargo ayer disfruté mucho; me emocioné escuchando a distintas personas recitando los versos del maestro (Pasión Vega, Felipe Benitez Reyes, Javier Ruibal, Joan Manuel Serrat, Pepe Maestro, y sobretodo Juan José Téllez, quien verdaderamente me conmovió con su lectura). Que gusto escuchar a gente recitando bien poesía. Ahora entiendo cuando un viejo amigo me decía "para disfrutar la poesía léela en voz alta y apasiónate". La grandeza de la figura de García Gómez nos la mostraron algunos de sus amigos y colegas, como Antonio Murciano, Joan Margarit, Chiquito de Cai (que arte por Dios!), Pilar Paz Pasamar, Enrique Montiel... cómo se notaba el aprecio y la admiración que le tenían.

El broche lo puesieron Fernando Lobo y Carmen de la Jara (impresionante la cantaora) poniendo voz, pasión y arte a raudales a los versos del poeta.

Ahora solo falta que el Ayuntameinto espabile; que se de cuenta de que existe una figura como la de García Gómez de quien se podrían "aprovechar" para divulgar ese género de minorias que es la poesía. Los alumnos de los colegios gaditanos lo merecen y la memoria de García Gómez también.

Brindo por tí, Luis. Enhorabuena.

martes, 1 de septiembre de 2009

Tango puro


Hace varios meses que no actualizo el blog. ¿Falta de ideas? ¿cansancio? ¿estres? Nada de eso; simplemente he querido ser fiel a mis propósitos y solo comentar películas vistas en la gran pantalla o acontecimientos de gran calado cinéfilo, como los Oscars (en este caso más que de gran calado, de gran difusión...). Pues bien, el sábado pasado acudí, en La Fonda de Utopía (Hotel Utopía, Benalup-Casas Viejas), a un acontecimiento de gran calado: bailaban tango mis amigos Alberto y Cristina (Alycris Tango). Todavía se me ponen los vellos de punta cuando recuerdo algunos de los momentos de la noche. Pasión, tesón, trabajo y estilo se fundieron en dos cuerpos al son de tangos y milongas. Fue verdaderamente emocionante. Y la emoción, he de reconocerlo, no solo proviene de lo que transmitía esta pareja de artistas sino también del recuerdo. El recuerdo de dos enanos que corrian en el colegio detrás de una pelota soñando con ser algún dia flamantes estrellas del fútbol. El tiempo ha pasado, muchas conversaciones han quedado por el camino y muchas están aún pendientes y por venir.

Me tomé la licencia de grabar una parte de la actuación. Alberto subió a Cristina en lo alto de una mesa, luego se subió él y comenzaron a mecer sus cuerpos al son de la música como solo ellos saben hacerlo.
Esa noche brindé con oro puro con la musa de mis sueños por que los de mis amigos se sigan cumpliendo. Que ustedes lo disfruten.

video

martes, 24 de febrero de 2009

Maria Elena lo merecía


Le dieron el Oscar a la señorita Cruz Sánchez y yo que me alegro. Me parece además un premio merecido. Reconozco que no he visto ninguna de las películas en las que actuaban el resto de intérpretes nominadas, de hecho no se ni quienes son, pero sí que ví la película de Allen y el pequeño pero intenso papel de Penelope en el rol de Maria Elena me gustó mucho. Podrá decirse que es el típico papel de tia neurótica y rara que es facil de interpretar por el hecho de que no se sabe cuando se sobreactua o cuando simplemente desarrolla el personaje, sí, pero lo cierto es que Maria Elena es de esos personajes que gusta, que apetece que aparezca en más escenas y que te sabe a poco verla unos minutos. A lo mejor ahí está su mérito. Ello sin contar con el hecho de que el publico que ha podido ver la película en V.O. ha disfrutado el doble, pues los continuos cambios de idioma del personaje de Maria Elena son un rasgo de su extravagante personalidad. En España he escuchado a mas de un crítico decir eso de que se alegran de que una intérprete española se lleve ese sobrevalorado galardón aunque Pe no sea santo de su devoción. Nosotros los españoles siempre con esa estúpida costumbre de infravalorar lo nuestro. Aprovechar coño, que la industria del cine español está muy tocada.
Ha ganado Penélope, la niña de nuestros ojos, la de las tetitas con sabor a jamón y a tortilla de patata, la alegría de la belle epoque de nuestro cine y, como decía, yo que me alegro joder!
P.D: Se llevó el Oscar a la mejor película Slumdog Millonaire, otra buena noticia; como dije, celebro haberme equivocado.

martes, 17 de febrero de 2009

SLUMDOG MILLONAIRE

Cuando estas deseando ver una película y de un modo u otro tienes grandes expectativas en ella es posible que el resultado final, una vez vista, no sea aquél que esperabas.

Esto me ha ocurrido con Slumdog Millonaire. Con ello no quiero decir que esté decepcionado con el filme de Boyle, ni mucho menos, pues como comentaré me parece una gran película, pero sí que probablemente lo mejor, en todos los sentidos, antes de ver una película es no saber nada de ella. Ello es obviamente muy dificil, entre otras cosas porque nosotros mismos somos los que buscamos información de una o de otra manera.

Pues bien, se acercan los Oscars y no quería dejar pasar la oportunidad de ver esta película tan esperada por todos y tan aclamada por crítica y público. Como digo, mi sensación en el cine fue el pensar que lo que estaba viendo me gustaba, pero que sin embargo no llegaba a lo más profundo de mi ser, como ocurre con lo que yo llamo "los grandes peliculones". Posiblemente poca gente compartirá mis gustos cinéfilos y disentirá de lo que yo denomino "un peliculón", pero bueno ya se sabe que ocurre cuando de gustos hablamos.
No me voy a meter en el argumento ni voy a destripar nada (he tomado nota de los comenatrios a mi anterior entrada, claro...) pero solo diré que, de entrada, pensar que una película gira alrededor de un concurso como el 50 x 15 suena casi a cachondeo. Uno se imagina a Carlos Sobera levantando la ceja y diciéndole al protagonista: "Jamal, ¿entonces eliges la opción C, estás seguro?" a la vez que imita sin pudor a una bailarina haciendo la danza del vientre... pero claro, no se trata de eso. El concurso es la excusa y toda la originalidad de la película radica en la relación de las preguntas del concurso con la vida de Jamal. Porque esta película es, ante todo, una historia de amor. Uno de esos amores que suenan a cuento, que uno no se lo cree pero que tan bien dan en pantalla.
Me ocurrió con esta película algo similar a lo que me pasó con Benjamin Button, tal y como la iba viendo no hacía más que asociarla con otra película, en este caso con la grandísima "Ciudad de Dios". Las similitudes son varias, aunque esta vez no haré una comparativa, como la semana pasada, tranquilidad en las masas. Pero esa similitud hace perder originalidad a la propuesta de Danny Boyle (originalidad que se sustenta, en todo caso, como ya he dicho, en la relación entre las preguntas del concurso y las experiencias del protagonista, no digo más).

Los personajes son un elemento secundario en esta película. Bueno, más bien diré las interpretaciones, puesto que al narrar la vida de Jamal y quienes le rodean desde pequeño hay hasta tres intérpretes por personaje. La intepretación del Jamal adulto, el del concurso, me gusta, pero a veces me desconcierta. Latika, la chica de la película es tan bella como inexpresiva (si hay un gesto que queda en la memoria es el de ésta en un plano picado que aperece en el trailer, pero poco más). Eso sí Salim, el hermano del protagonista, es uno de los villanos mas mamonazos de la historia del cine, con una salvedad que desgraciadamente no puedo desvelar.. cachis!.
La música es, sin embargo, un elemento importantisimo en el film; su unión al montaje de la peli hacen que esta tenga un ritmo trepidante. Destaca para muchos el final de la película, los créditos, donde vemos a ciertas personas haciendo una coreografía bollywoodiense. Todavía no se si es un homenaje o una parodia, realmente (¡hey pita pita, hey!).

Eso sí, esta es de aquellas películas que tras el principal "chasco" por las expectativas creadas te va dejando un regustito muy bueno que, tal y como pasan los días, hace que la sientas de otra manera, que te guste más.

Dijeron ayer en la radio que esta película estuvo a punto de no tener distribución y pasar directamente a DVD, lo cual hubiera sido una lástima; ello me hace reflexionar sobre la gran cantidad de buenisimas películas que nos perdemos por el desafortunado ojo de algunos empresarios...

De estas dos películas, Benjamin Button y Slumdog Millonaire me quedo decididamente por la segunda a la hora de premiarla con el Oscar (las otras tres no las he visto), pero desde mi punto de vista la primera es la que probablemente tenga más posibilidades... espero equivocarme.
Por cierto, 20 millones de rupias son poco más de 316.000 €... que decepción!


lunes, 9 de febrero de 2009

El curioso caso de Eric Roth



Este blog pretende simplemente comentar las películas que he visto recientemente. Como el buen cine hay que verlo en una sala, omitiré cualquiera que haya visto en dvd, etc...

Así, he de comentar que ayer vi "El curioso caso de Benjamin Button". Cuando voy al cine (una rareza en los ultimos dos años y medio, todo sea dicho) y termina la película, una de las señales inequívocas de que me ha gustado lo que he visto es el pensamiento de que "cuando salga en dvd me la compraré". También está la opción "algún dia me haré con ella, cuando esté de oferta". La diferencia entre el primer y el segundo pensamiento es abismal, porque el primero se da en pocas ocasiones, aunque el segundo en no muchas más. En el presente caso nos encontramos con la segunda de las opciones y eso significa que la película me ha gustado mucho, pero, por el motivo que sea, no tanto como para estar deseando verla de nuevo, en su idioma original y analizando los contenidos extra. La última vez que tuve el primer pensamiento fue hace un año, al salir del cine de ver "Pozos de ambición (There will be blood)", película que disfruté sin duda en versión original subtitulada.

Pero bueno, en este caso vamos a hacer referencia al bueno de Benjamin Button. Hay un dato fundamental en este "análisis": cuando terminó la película le dije a mi amada acompañante que me recordaba en muchas cosas a Forrest Gump. Mi sorpresa ha sido esta mañana al escuchar en la radio que el guionista de una y otra película es el mismo: Eric Roth. Sabiendo este dato me reafirmo aún mas en mi opinión: tienen más que un parecido. Y el resultado final es que, desde mi punto de vista, Forrest le gana por KO técnico a Benjamin. Veamos algunas similitudes (seguro que se me han pasado por alto muchas más).

(Ojo, si no has visto la película puedes dejar de leer pues obviamente se destriparán algunas cositas interesantes de ella/s.)

1.- Hay un protagonista absoluto: Forrest/Benjamin, el cual narra su vida mediante una voz en off. Forrest lo hace desde un banco de una parada de autobus y Benjamin a través de un diario.

2.- En ambos supuestos hacemos un repaso cronológico a las vidas de los protagonistas, desde que nacen, pasando por su infancia, adolescencia, y madurez (en sentido inverso en el caso de Benjamin).

3.- En ambos supuestos hay una historia de amor con varios encuentros y desencuentros entre los amantes a lo largo de sus vidas.

4.- En las dos películas el hijo del protagonista sabe de su padre cuando es mayor y el padre no ha vivido la infancia con su vástago.

5.- La figura materna es fundamental para Forrest pero también para Benjamin, y los consejos de éstas a sus hijos les maracránm muchos. Ambas madres mueren.

6.- En ambas películas hay una casa grande con huespedes, a la que el protagonista vuelve recurrentemente. Los huespedes también dan consejos.

7.- Forrest tiene dos grandes amigos: Buba y el teniente Dann. Benjamin tiene dos grandes amigos, el pigmeo (también negro) y el capitán del remolcador (un calco del teniente Dann desde mi punto de vista).

8.- En ambas películas los protagonistas se ven inmersos en una guerra (Vietman/IIGuerra Mundial) y participan en la batalla (donde el teniente pierde las piernas y el capitan muere).

9.- Los dos filmes son de larga duración.

10.- En ambas películas se da una circunstancia que no deja de llamarme la atención: pese a que ambos personajes son excepcionalemnte peculiares sus casos no trascienden a la opinión pública (es evidente que si Forrest hubiera existido no podría estar sentado tranquilamente en un banco sin que nadie lo reconociera, pues sería una celebridad nacional; igualmente en el caso de Benjamin en ningún momento sale a la luz pública el hecho de que exista en el mundo un personaje tan peculiar, aunque lo fuera desde el punto de vista médico, al menos). Es cierto que ello se utiliza para no enrevesar más las historias, pero a mí me ha rsultado llamativo.

Esta claro lo que pienso, ambas pelíclas se parecen, pero desde mi punto de vista Forrest Gump es mucho más redonda, es más "un peliculón". La pelicula de Fincher está muy bien hecha, con mucho gusto, con unos planos delicados, con mano firme y con una fantástica fotografia, pero le falta algo... y todavia no se lo que es.